Big Big Train: The Underfall Yard

eufonia_remarkable

Big Big Train
The Underfall Yard
(English Electric Recordings)
2009
[progressive rock]
Prod: Andy Poole
Site: http://www.bigbigtrain.com
Tracks @ MySpace:
Eval: 5/5
Art(e): Jim Trainer

Tracks

  1. Evening Star (4:53)
  2. Master James Of St. George (6:19)
  3. Victorian Brickwork (12:33)
  4. Last Train (6:28)
  5. Winchester Diver (7:31)
  6. The Underfall Yard (22:54)

Músicos/Musicians

  • David Longdon – voz +  flauta + mandolina + glokenspiel + organo + dulcimer (dulcémele) + salterio
  • Andy Poole – bajo + teclados
  • Greg Spawton – guitarras + teclados + bajo

con/with

  • Nick D’Virgilio – batería
  • Dave Desmond – trombón
  • Rich Evans – corneta
  • Jon Foyle – cello eléctrico + cello
  • Dave Gregory – guitarra + cítara eléctrica + ebow + mellotron
  • John Truscott – tuba
  • Nick Stones – corno francés
  • Jem Godfrey – sintetizadores
  • Francis Dunnery – guitarra

Reseña/Review

¡Maravilloso!

Este es de esos discos que no hay necesidad de reseñar. ¿Te gusta el progresivo? ¿Te gusta la buena música? Deja de leer y trata de conseguir este disco lo antes posible (Su salida está programada para el 15 de Diciembre).

Recibimos el disco hará un par de semanas. Es un disco sobre el cual no se puede escribir sin antes paladear una y otra vez el material. Este trío británico es un Génesis (el de Gabriel y el temprano con Collins) para este nuevo siglo. Es el sexto álbum y desafortunadamente el primero que escucho. Jesús ya tiene material anterior de la banda. Para mí fué una experiencia casi como la de escuchar Selling England By The Pound para este siglo… y vaya que esto es mucho decir: Las experiencias nunca son iguales, pero lo que se percibe y se siente puede parecer similar a veces.

Desde la presentación (portada, pinturas, booklet) el álbum parecía algo distinto… no sabía la sorpresa que traía adentro: Un regalo de navidad adelantado.

The Underfall Yard de veras que te trae imágenes (tal cual lo hizo en su momento Genesis) de una Inglaterra común pintadas bellamente en un tapiz de sonidos que hacía tiempo no se escuchaban así, al menos no por mis oídos.

Voces a capella arrancan como si fuesen parte de un interludio del Smile de Brian Wilson, el track, sin embargo se desarrolla a lo largo de sus casi 5 minutos instrumentales en donde se destacan los vientos, desde la flauta hasta toda la sección de vientos que los acompaña en Evening Star.

La entrada de la batería de Nick D’Virgilio (Spock’s Beard, NDV) sin embargo es lo que comienza a destacarse: como músico invitado de la banda no pudieron haber escogido a alguien mejor. En lo general la batería que sí es protagonista termina quedándose en su lugar sin sobresalir -a menos que le pongas toda la atención- y eso en una banda es un cumplido. El bajo que termina de formar la sección rítmica, debe ser escuchado como parte del fondo que hace que todo suene tan bien, sin embargo, todos hacen su parte y la introducción de alientos aunque no es tan novedosa, debe ser atendida como algo realmente impresionante en este disco.

Esta batería es la que arranca Master James Of St. George, un track líricamente de lo más simple que se pueda uno imaginar, sin embargo se le saca el mayor provecho con la voz entre potente arrulladora y rasposa de Longdon que es una delicia. Atención a la guitarra a partir de la segunda mitad del track. Una maravilla…

La guitarra acústica y los vientos al inicio de Victorian Brickwork y sus 12 y medio minutos recuerdan pasajes del progresivo más pastoral (ojo con el cello), siendo el telón de fondo para la voz de Longdon mientras el track se construye y a partir del minuto con 55 segundos arranca un progresivo lleno de energía, un riff de los que termina pegándose al cerebelo, entre coros y cambios de ritmo y mood (de la energía a lo suave y dulce) a todo lo largo de los bien aprovechados minutos del track. Nuevamente, escuchen con todo detalle la sección rítmica (el bajo es extraordinario, ni qué decir de la batería), los teclados y los vientos que aparecen por todos lados, sobre todo al final.

Y siguen las sorpresas con Last Train, otra delicia progresiva, dulce y tremendamente ejecutada, en esta ocasión con más sección rítmica y guitarras (las partes eléctricas y acústicas), con teclados de fondo. Winchester Diving arranca largamente con cuerdas, guitarras, flautas y demás una introducción de más de dos minutos, mientras se narra el trabajo de un buzo cuyo trabajó salvó la catedral a principios del siglo pasado.

El disco cierra fenomenal con la épica The Underfall Yard donde se alcanzan a escuchar algunas notas de Evening Star. Pongan especial atención al cello y a los alientos en la segunda mitad del track.

Me declaro fan de Big Big Train a partir de ya. Soy de los que un track bien ejecutado puede significar una o más lágrimas… este disco me arrancó 6. Por favor, adéntrense al sitio de la banda y escuchen en stream este disco…. y pídanlo. Sería un crimen si no.

Anuncios

Godsticks: Godsticks EP

godsticks_ep

Godsticks
Godsticks EP
(Independiente)
2008
[(progressive jazz) pop rock]
Prod: Noel Watson + Joe Gibb
Site: http://www.myspace.com/godsticksmusic
Tracks @ MySpace: http://www.myspace.com/godsticksmusic
Eval: 4/5
Art(e): Chris Maguire

Tracks

  1. Not The Face (4:20)
  2. Ease The Clown (4:41)
  3. Puppy Gardener (5:27)
  4. Venial (4:50)
  5. Clinical (3:30)

Músicos/Musicians

  • Darran Charles – voz + guitarras + piano
  • Jason Marsh – bajo
  • Steve Roberts – batería (2,3) 
  • Aaron Evans – batería (1,4,5)

Reseña/Review

Bendito Internet, curioso MySpace…. por ese medio fuimos contactados por miembros de Godsticks, banda galesa de tres elementos, quienes nos introdujeron a su música (enviada doblemente, tanto por medio electrónico como físicamente), así de fácil, así de simple. No nos cansamos de decir lo afortunados que somos de estar en este programa y haciendo este trabajo solamente por querer mucho a la música.

Pero a lo que nos compete: Godsticksse arma en el 2006 y se nota que los músicos han hecho de todo y aunque tratan de manejarse más en un ámbito progresivo, la sensación final es de un pop rock elaborado con elementos de jazz y progresivo. Dicho de otra forma, las ejecuciones y construcciones tienen mucho de la complejidad del progresivo, pero el mood que generan los lleva al  pop rock: Desde la interesante y rockera Not The Faceaparecen estos elementos de cambios entre lo suave y lo agresivo, aunque Ease The Clownmuestra quizá más que el resto esa mezcla queno es inventada por esta banda (hay algunas otras que han llegado a fórmulas similares) y que puede funcionar quizá más con los que gustan del pop rock: una buena voz, seguro con mucho appeal para las mujeres, una excelente ejecución (la seccion rítmica está de lujo), siendo sin embargo un track de pop rock: la curiosa vocalización inicial mientras piano, bajo y batería entran después de la electrificante guitarra, el track se va “suavizando” a base de coros, mientras atras el ritmo sincopado que toma elementos de jazz ayudados principalmente por el piano, bastante interesante, que te deja una sensación de frescura en algo que -insisto- no es que se haya inventado con Godsticks, peroque probablemente ellos hagan mejor que otros.

Esto puede tener sus consecuencias: es posible que a los proggers más recalcitrantes no les guste, puede considerarse prog light. Por otro lado, algunos amantes del pop, podrían sentir muy complicado lo queoyen. Aquellos que gustan de la música sin problemas de géneros, seguro apreciarán y disfrutarán la propuesta de estos galeses.

Un track que hay que poner sobre el resto por el trabajo de los músicos (casi como si el track hubiese sido más que compuesto, diseñado para mostrar lo que la banda puede hacer) es Puppy Gardener, el track progresivo del EP: el bajo que llega a niveles histéricos mientras la batería realiza un trabajo impecable entre ritmos de todo tipo y un muy buen trabajo de la guitarra picoteando por aquí y por allá, manejando armónicas y toda la cosa mientras al mismo tiempo y a base de capas, genera el “ruido de fondo” para el track. Sin pensarlo, mi track favorito.

Contrastando con el anterior, arranca la guitarra acústica de Venial, un track bastante más suave que el anterior, mucho muy agradable, rítmico, de lo más pop (que no es pop, por supuesto….¡Qué difícil catalogar… y qué bueno que es difícil, si finalmente lo que tenemos entre manos es música, no una etiqueta!) y que quizá sería lo que utilizaría como carta de presentación del grupo en un programa de radio.

Clinicalfinaliza el EP, otro track que se antoja suave, más simple, más acústico, con más espacio para el piano.

Godstickses una banda que deberemos seguir. Creo que a pesar de la tremenda carta de presentación, es prematuro con un EP emitir un juicio acertado: quedaremos en espera (con bastantes ganas) de recibir un album completo y ver hacia dónde se mueve el sonido de este trío que, por lo pronto, deja muchas expectativas con su EP.

 

English

Ok, ok… It seems some of you have tried to translate this review using the disturbing language translators available on the Internet. Here’s what we would have written in English (sorry ‘bout my terrible language mistakes):

Blessed Internet… and that MySpace freaky thing… That’s what members of Godsticks used to contact us. They’re a Welsh trio who introduced us to their music…. so easy and simple… We’ll never end to thank the blessing of working on this radio show and site just for the love of music.

Now, stop the violins and go to business: Godsticks assembles in 2006 and just listening to the first two minutes on Not The Face it’s obvious that these guys have been working on many different music genres. Although they tend to manage more on a progressive (musically speaking) way of doing music, the final sensation you got is that of an elaborate pop rock with elements of jazz and progressive music. In other words: the constructions and performances have a lot of progressive or jazz complexities, but the overall experience is that of pop rock.

Take the interesting and rockish Not The Face, for instance, where you experience sudden changes from soft to aggressive moods. But it’s maybe Ease The Clown the best example of the type of experience and combinations of genres the band delivers in this EP, that I think has more possibilities with rock fans: a good voice (surely a women-magnet), excellent instrumental performances, some rythm changes, ups and ups…. and still it’s pop-rock. Check out the vocalization on the very beginning of the track, while the piano and the rythm section (wow… the rythm section) makes its entrance after an electrifying guitar… the track then softens helped by chorus and in the back, a syncopated rythm taken jazz elements -helped mainly by the piano- leaves a freshness sensation in a fusion that -although not invented by the band (ther are others trying to do the same)- maybe these guys are doing better than others.

This kind of mixing of rythms and genres can have consecuences, though: It´s possible that die-hard progressive fans can think of the experience as light-prog. On the other hand, it could be somehow complex to pop-heads. Definetly, if you like music and are not biased or brain-tied (or spoiled) on the genre-babble-fandom, you surely will appreciate and enjoy the proposal of this three Welsh musicians.

A track that in my humble opinion has to be put above the others thanks to the instrumental performance (it is almost like the track is designed, not composed, to show what the band and each member can do) is Puppy Gardener, the progressive track of the EP: the bass gets hysterical, while the drums performs impeccable among diverse rythms and the guitar does a good job picking here and there, using harmonics while at the same time and using some layers, generate the “background noise” for this cool track. My favourite.

In contrast with that track, an acoustic guitar start in Venial, a more soft track, very, pleasant, rythmic and maybe the more pop oriented track on the EP (of course, it’s not just as simple as to say it’s pop…. How hard to describe! … and how cool that it’s hard… finally what we have between our ears is music, not a label!). Maybe this could be the track that I’d use to introduce the band.

Clinical ends the EP, another “soft” track, simple, acoustic with more space for the piano.

Godsticks is for sure a band to follow. I think that although they deliver a terrific introduction with this EP, is soon to judge with only an EP. I’ll be waiting anxiously to receive or hear a full album (or more songs) and see the direction the band’s sound will take hoping they evolve it. By now, this EP generates great expectations…

Jethro Tull: Aqualung

Jethro Tull
Aqualung
(Island)
1971 [03.19]
(1999 Chrisalys bonus edition reviewed)
[progressive (hard) rock]
Prod: Ian Anderson + Terry Ellis
Site: http://jethrotull.com
Tracks @ MySpace:
Eval: 4.5/5
Art(e): Burton Silverman

Tracks

  1. Aqualung (6:31)
  2. Cross-Eyed Mary (4:06)
  3. Cheap Day Return (1:21)
  4. Mother Goose (3:51)
  5. Wond’ring Aloud (1:53)
  6. Up To Me (3:15)
  7. My God (7:08)
  8. Hymn 43 (3:14)
  9. Slipstream (1:13)
  10. Locomotive Breath (4:23)
  11. Wind Up (6:01)

    Bonus Tracks (1996-1999 edition)

  12. Lick Your Fingers Clean (2:46)
  13. Wind Up (Quad Version) (5:24)
  14. Excerpts From The Ian Anderson Interview (Mojo Magazine) (13:59)
  15. Song For Jeffrey (BBC) (2:51)
  16. Fat Man (BBC) (2:57)
  17. Bourée (BBC) (3:58)

Músicos/musicians

  • Ian Anderson – voz + flauta + guitarra acústica
  • Martin Barre – guitarras eléctricas + flauta dulce
  • John Evan – piano + organo + mellotron
  • Jeffrey Hammond – bajo + flauta dulce (alto) + voces
  • Clive Bunker – batería + percusión

Reseña/Review

La legendaria cuarta entrega de la banda británica que comenzó tocando más bien blues y luego -como varias otras bandas inglesas- se zambulló en el art o prog rock con o sin intención, pero quizá buscando algún giro más intelectual en su expresión musical (recordemos que comenzaron a usar flauta desde sus inicios, cosa extraordinaria y no necesariamente muy aceptada o bien vista en aquél entonces), fué grabada entre diciembre de 1970 y febrero de 1971 en los Island Studios en Londres, mientras Led Zeppelin mezclaba su cuarto álbum en el estudio pequeño al lado del grande donde trabajaban Anderson y los Tull.

En esos tiempos, Luis Echeverría asumía la presidencia en México, comenzaban a limitarse los anuncios de cigarros en radio y TV en los Estados Unidos, Portugal intentaba invadir la Guinea, se aislaba a Sudáfrica a causa de su política de apartheid, la nave Venera 7 rusa llegaba a Venus, se levantaba la primera torre gemela del World Trade Center en Nueva York, Paul McCartney comenzaba los trámites legales para disolver la asociación musical de The Beatles, Idi Amin ascendía al poder en Uganda tras deponer al presidente Obote, se sentenciaba a Charles Manson (quien llegó a asociarse y a convivir con Dennis Wilson de los Beach Boys) y tres miembros femeninos de su “familia” por los asesinatos de Sharon Tate (esposa de Roman Polanski) y el matrimonio LaBianca. La armadora Rolls-Royce se declaraba en bancarrota, siendo nacionalizada por el gobierno inglés mientras la misión Apollo 14 lograba el tercer alunizaje exitoso. Se inauguraba el índice Nasdaq en la bolsa estadounidense, Satchel Page lograba la entrada de un negro al salón de la fama del béisbol, mientras comenzaban los abortos legalizados en Holanda y el tremendo Evel Knievel lograba saltar sobre 19 carros en su moto. Pablo Neruda ganaba ese año el nobel de Literatura. Fallecían Coco Chanel y poco después Igor Stravinsky, mientras nacían Kid Rock (buh), Denise Richards, Erykah Baduh, Sean Astin y Ewan McGregor.

En la música, mientras grababan salían entre otras cosas The Man Who Sold The World de Bowie, Paranoid de Black Sabbath, Pearl de Janis JoplinPlastic Ono Band, No Dice de Bad Finger, Tea For The Tillerman de Cat Stevens,  Soul Rebels de The Wailers, Gary Moore parte de Skid Row sacaba un pequeño intento de EP (Skid), aparecían Derek & The Dominoes, Lizard de King Crimson, debutaban Emerson, Lake and Palmer (después de desbandarse The Nice), Funkadelic un poco antes. Se desbandaban The Beatles, Simon & Garfunkel y The Monkees (gracias a Dios), Eric Burdon y War mientras se formaban Queen, Aerosmith y The Doobie Brothers.

Al salir a mercado Aqualung también se escuchaban Meddle de Pink Floyd, Collage de Le Orme, La Biblia de Vox Dei, L.A. Woman de The Doors, debutaban REO Speedwagon (puajj), KraftwerkLed Zeppelin tocaba por primera vez en Belfast Stairway To Heaven y mucho estaba por pasar a finales de ese mismo año.

Esas primeras 6 notas tétricas, contundente, agresivas, doom, heavy de Aqualung hacen ya de este disco algo especial. La primera vez que lo escuché (no recuerdo cuándo, pero sí fue hace ya bastante tiempo) no me gustó, era demasiado oscuro. Esa primera impresión puede hacer que no disfrute tremendo track con sus tres movimientos.

Después de platicarnos acerca del vagabundo de no muy buenas intenciones (Aqualung, llamado así por tener probablemente hechos nada los pulmones como hace ver el sonido de su respiración), se describe otro personaje, también de dudosa reputación: Cross-Eyed Mary, en un track de igual energía aunque un poco menos oscuro, que arranca ahora sí con la flauta de Anderson, mientras se va acompañando uno a uno del resto de los instrumentos, piano, teclados (siempre de fondo), en crescendo hasta que se llega  a la irrupción de la voz, esa voz poco dotada que aquí, suena más forzada, más delirante, gritando más que cantando, mientras teclado y guitarra arremeten con agresividad, mientras  Mary se cruza en este track en un momento con Aqualung (quien quizá atrae su atención a través del patio)… este solo dato pudo haber dado pie al manejo (por otros, que no por Anderson) de un “album concepto” (pero lo mejor en cuanto al concepto está por venir y, dado que no lo fué, fué un excelente trabajo de selección de temas/letras).

Después de estos tracks, un pequeño puente de ese folk-rock que estaba desarrollando la banda: Cheap Day Return con la voz más suavizada de Anderson en un track que aparentemente se refiere a él mismo y la enfermedad por la que atravesaba su padre… y con la maravilla que son las guitarras acústicas de Tull (aunque quizá no hubiese sido un total virtuoso en la guitarra, junto con Barre, Anderson es buenísimo, realmente bueno con la acústica).

El “puente” no intencional, da pie a uno de mis tracks favoritos de Tull: Mother Goose, folk, con flautas (trasversa y dulce), sonidos de bohdran, acústicas a más no poder y de nuevo con la voz de Anderson, que ya a estas alturas se reconoce, se acepta que no es ni por mucho buena, pero que finalmente es la expresión de la banda, que ya se alaba y se aplaude, mientras habla, suaviza e intenta cantar haciendo lo necesario para que la forma en que modula esconda de alguna manera sus limitantes… no importa: es Tull y es -para muchos, no para mí- su disco insignia.

Se sigue un track más suave y dedicado ahora al romance: Wond’ring Aloud, en este caso acompañado de arreglos de cuerda, cortesía de David Palmer en un track.

Se da luego un pequeño giro entre los balbuceos de Jeffrey Hammond en un track de blues-jazz-rock (obviamente mucho más rock que otra cosa) Up To Me, donde se nota que los músicos se divirtieron de lo lindo haciendo de todo… La flauta dando su toque especial al track (como siempre en Tull). Denle una escuchada a las pocas intervenciones de guitarra eléctrica de Barre… nada del otro mundo, pero puestas donde deben.

Arranca lo que en el disco original, fue el segundo lado: con lo que parece todo un tratado sobre Dios y la religión (o más bien de la institución eclesiástica, que aplicaría aparentemente a la Iglesia anglicana, aunque bien puede servir a otras más), dando su lugar al primero y haciendo ver todas las fallas de la segunda…

Y arranca contundente, con My God (atención al solo de flauta, por favor, antes que arranquen “los coros”), donde se cuestiona las formas en que se ha ido desarrollando el concepto religioso y al mismo tiempo de Dios por los que manejan la iglesia… crítica ácida. El track, sin embargo, con su tono gris, es una maravilla desde el arranque rápido de la acústica en solitario, que se acompaña luego por el piano y la voz acusadora de Anderson que por alguna razón -al menos en el disco- adquiere autoridad, mientras -después de un rato- entra toda la banda con estridencia, hasta que todos se callan para dejar a Anderson y su solo de flauta que llega a un punto francamente religioso: coros y flauta, übercool, regresando para finalizar de nuevo con toda la banda (y después de todos los cambios) llegando casi al principio. De lo mejor del disco, definitivamente.

Otro buen track de rock que refiere de alguna forma u otra a la religión, siendo un llamado de atención de que se anteponen muchos otros intereses antes que el bien y cómo muchas veces esto se hace en el mismísimo nombre de Dios. Y es que Hymn 43 bien puede ser un himno en contra de la hipocresía o bien un alarido que busque que pensemos, todo en un tono de blues rock tremendo, piano y guitarras  (noten el rasgueo particular en este track) y bajo eléctricos y una batería que dejan de repente aparecer a la flauta por aquí y por allá.

Otro “puente” suave, con Slipstream y el mensaje para los que privilegian lo material, olvidándose de ese Dios que anda por ahí, dando el mensaje en una manera corta y suave……

Y aparece el piano que precede la introducción de quizá uno de los tracks más reconocidos y queridos de la discografía de Tull (sin despreciar a Aqualung), el sonido casi de bar del piano, mientras se integran los aullidos lejanos de la guitarra eléctrica en todo el intro que se apaga y vuelve a subir para arrancar en otro ritmo con la guitarra eléctrica y el resto de la banda al frente y en donde poco te importa la voz de Anderson, el track es demasiado imponente para fijarte en algo más que en el mismo como un todo… Locomotive Breath y la técnica en el solo de flauta mientras respira/canta sobre el instrumento escuchando tanto el aliento como el sonido mismo de la flauta es imborrable, haciéndote a veces olvidar el triste y patético mensaje de Charlie y cómo su vida se va al abismo, mientras se llega

El disco finaliza con Wind Up -mientras en todo este segundo lado no se deja de hacer alusión a Dios de alguna u otra forma- en donde se critica la forma tan estúpida en que tratamos de esconder de ese Dios que nosotros mismos declaramos omnipresente, los actos que cometemos a través de formas e idas al templo, desde el punto de vista del jovencito que fué a la escuela dominical, podemos engañarnos, a Dios no, es el mensaje…. mientras escuchamos un track que arranca suave, nuevamente a base de piano y va tomando tonos hard como muchos otros tracks en el disco. Toda una experiencia… entre la música, las gesticulaciones de Anderson (casi se oyen en lugar de verse).

Una excelente obra Aqualung, definitivamente marcó hito al igual que muchos otros discos que estaban saliendo en su tiempo.

La edición especial, cuenta con una versión masterizada del cuadrafónico (método de grabación del disco). Varios bonus (algunos de grabaciones directas en la BBC) y una interesante conversación con Anderson alrededor de la grabación y el momento que se vivía cuando se grabó el disco, vale la pena, aparte de recomendarles ampliamente el disco (duh! como si requiriese mi recomendación…) les recomiendo mucho las versiones re-masterizadas y con bonus.

Peter Gabriel: So

petergabriel_so eufonia_classic_new

Peter Gabriel
So
(Virgin Records)
1986
[pop (rock)]
Prod: Daniel Lanois + Peter Gabriel
Site: http://www.petergabriel.com
Tracks @ MySpace:
Eval: 4.5/5
Art(e): Peter Saville + Brett Wickens (photo: Trevor Key)

Tracks

  1. Red Rain (5:38)
  2. Sledgehammer (5:16)
  3. Don’t Give Up (6:33)
  4. That Voice Again (4:53)
  5. In Your Eyes (5:30)
  6. Mercy Street (6:21)
  7. Big Time (4:29)
  8. We Do What We’re Told milgrams 37 (3:22)
  9. This Is The Picture excellent birds (4:20)

Músicos/Musicians

  • Peter Gabriel – vox + prophet + piano + CMI + percusión + synclavier

con/with

  • Daniel Lanois – guitarra (1,2,4) + guitarra surf (7) + pandero (2) + guitarra 12 cuerdas (9)
  • Chris Hughes – programación (1)
  • Stewart Copeland – hi-hat (1), + batería (7)
  • Jerry Marotta – batería (1,5,8) + drumstick bass (7)
  • David Rhodes – guitarra (1-5,7,8 + voz (5)
  • Tony Levin – bajo (1,2,3,4,5) + drumstick bass (7)
  • Manu Katché – batería (2-4) + percusión (3,4,5) + talking drum (5,9)
  • PP Arnold – voz (2,7)
  • Coral Gordon – voz (2,7)
  • Dee Lewis – voz (2,7)
  • Kate Bush – voz (3)
  • Jim Kerr – voz (5)
  • Yossou N’Dour – voz (5)
  • Michael Been – voz (5
  • Simon Clark – voz + CS80 (3) + CMI (7) + bajo (7) + hammond (7)
  • Ronnie Bright – voz (barítono) (5)
  • Richard Tee – piano (3,5,6
  • L. Shankar – violín (4,8)
  • Larry Klein – bajo (5,6)
  • Djalma Correa – sordu + congas + triángulo (6)
  • Max Rivera – saxs (2,6,7)
  • Wayne Jackson – trompeta (2,7) + corneta (7)
  • Don Mikelssen – trombón (2,7)
  • Bill Lasswell – bajo (9)
  • Nile Rodgers – guitarra (9)
  • Laurie Anderson – voz (9)

Reseña/Review

Hay poco que decir cuando estás quizá ante uno de los mejores (sino el mejor) album de pop de todos los tiempos (algún día reseñaremos The Hurting de Tears For Fears). Olviden quizá que desgastaron algunas canciones a lo largo del tiempo. El disco es una joya: baste ver los músicos que colaboran… nota especial para que reconozcan el hi-hat de Copeland en Red Rain…  para Don’t Give Up con Shankar, Lanois y Manú Katché (estaba formando a parte de la banda que lo acompañaría después: Rhodes, Levin y el mismo Katche) y se lleva las palmas en mi humilde opinión In Your Eyes… poco que decir nuevamente cuando es algo tan cercano a lo perfecto.

Touchstone: Discordant Dreams

touchstone discordantdreams

Touchstone
Discordant Dreams
(Heavy Right Foot Records)
2007 [09.01]
[progressive AOR]
Prod
: Touchstone
Site: http://www.touchstonemusic.co.uk/
Tracks @ MySpace:
Eval: 4/5
Art(e): Adam Hodgson

Tracks

  1. Intro (1:35)
  2. Discordant Dreams (5:56)
  3. Curious Angel (4:45)
  4. See The Light (7:01)
  5. Being Hannah (5:11)
  6. Shadow (6:47)
  7. Winter Coast (0:22)
  8. Ocean Down (2:23)
  9. Blacktide (5:49)
  10. Dignity (5:43)
  11. The Beggar’s Song (11:04)
  12. Hidden Track (6:52)

Músicos/Musicians

  • Rob Cottingham – voz + teclados + efectos
  • Kim Seviour – voz
  • Adam Hodgson – guitarras
  • Paul Moorghen – bajo + voz (coros)
  • Al Melville – batería

con/with

  • John Mitchel – guitarra: segundo solo (10)

Reseña/Review

Primer disco de larga duración de esta banda de inglesa (tenían un EP editado anteriormente). Touchstone toca una mezcla de rock clásico bordeando en el AOR, con fuertes tendencias progresivas agradables al oido. Recientemente, fueron galardonados como best newcomer por la Classic Rock Society, prestigiosa organización inglesa que se encarga de preservar los intereses del progresivo.

Discordant Dreams Es un disco que se escucha fácilmente, sin sobresaltos -para bien o para mal-. Los músicos, en especial el guitarrista y el tecladista son muy competentes, colaborando con buenos arreglos y solos. Desafortunadamente, la sección rítmica está, para mi gusto, por debajo del resto de los estándares de la banda; creo que son buenos músicos, pero el bajo se limita a seguir el tiempo y la batería es monótona y por momentos suena hasta mecánica. La combinación de vocales masculinas/femeninas le va muy bien al tipo de música y pueden llegar a hacer armonías hermosas como en el intro de The Beggar’s Song Part 1.

Las composiciones son muy buenas en su mayoría, con melodías memorables y con arreglos suntuosos, sin embargo la estructura es en la mayoría de los casos demasiado simple, lo cual podría alejar a los más acérrimos progresivos. Hay momentos verdaderamente impresionantes que debieran de explotar mas como el pasaje instrumental de Dignity y los solos de guitarra desgarradores del final de la épica Beggar’s.

Prometedor inicio y con algunas buenas decisiones su siguiente disco los pondrá en primer plano de la escena progresiva mundial. El potencial está allí.

Saloon: If We Meet In The Future

saloon ifwemeetinthefuture

Saloon
If We Meet In The Future
(Darla Records)
2003
[indie dream pop rock]
Prod
: Amanda Gomez + Adam Cresswell
Site:
Tracks @ MySpace: http://www.myspace.com/saloononline
Eval: 4/5
Art(e): Paul Kelly

Tracks

  1. Vesuvius (3:23)
  2. Absence (4:07)
  3. ¿Que Quieres? (4:09)
  4. Happy Robots (4:19)
  5. Kaspian (4:26)
  6. Dreams Mean Nothing (4:04)
  7. The Good Life (4:38)
  8. Intimacy (3:42)
  9. The Sounds Of Thinking (4:08)
  10. I Could Have Loved A Tyrant (6:42)

Músicos/Musicians

  • Matt Ashton – guitarra + bajo
  • Alison Cotton – viola + melódica +bajo
  • Adam Cresswell – bajo + guitarra + melódica + sampleos + secuencias
  • Amanda Gomez – voz + guitarra + sintetizador + melódica + glockenspiel + percusión
  • Michael Smoughton – batería + percusión

con/with

  • Anna Ritchie – viola
  • Netta Swallow – cello
  • Jenny Thomley – violín

Reseña/Review

Al grano: ¡Este disco es una belleza!

Hace 5 años no teníamos el Cannibal Sea de The Essex Green, ni habían salido The 1900’s, comenzaban a salir cosas de La Buena Vida en España, lo que existía por ahí parecido (y vaya referencia) eran los irremediablemente tristes y bellos The Delgados y todo esto pensando en que tampoco estamos hablando de un retropop, sino en algo que en aquellos años se daba por llamar Indie (uno por cierto ya desvirtuado, puesto que no se parece en nada lo que escuchamos a R.E.M. aunque guarda un poco el espíritu) y que -hecho en el Reino Unido- tenía a Belle & Sebastian como máximos exponentes, mientras aparecían casi al mismo tiempo que ellos, los escoceses Camera Obscura. En Estados Unidos quizá fuese Ivy y bandas similares las que hacían lo mismo: música simple, desenfadada y que se te pegaba y no te salía del cerebro en meses. En este contexto es donde apareció Saloon y su indie con este su segundo disco. En mi opinión una de las cartas más fuertes de Darla Records musicalmente hablando.

Voz femenina (muy dulce y arrulladora) a cargo de Amanda Gomez que llega a envolverte y a hipnotizarte a momentos (¿Que Quieres?) y a llevarte a buenos momentos en lo general a lo largo de todo el disco; pop clásico, sin complicaciones con un beat de la batería básica y constante en todos los tracks (The Good Life, por ejemplo), sin por ello ser mala (todo lo contrario, aunque tienes que saber disfrutar del género y no buscar virtuosismos, sino el espíritu de simplemente dejarte llevar y escuchar, y si quieres ver lo que sí puede hacer la batería, dale una escuchadita a Kaspian, The Sound Of Thinking o a Absence); sección rítmica en donde el bajo lleva buena parte del peso, lo “normal” en el indie. Sin embargo, comienzas a agregar las cuerdas, los teclados y la cosa toma una profundidad distinta y ampliamente disfrutable.

En su género -como digo- el disco tiene de todo: el arranque simple y a la vez potente de la apertura de Vesuvius te deja espectante hasta que escuchas la voz de Gomez, dulce y curiosamente encajando con los teclados, el beat y las dos notas de guitarra que -sí con dos notas- logra uno de los tracks más dinámicos del disco. Los tonos casi de alt-country iniciales de la guitarra de Absence. La dulzura hipnótica de ¿Que Quieres? y sus sencillos arreglos para las cuerdas. Este es el track donde descubres lo que puede hacer la voz de Amanda Gomez: bello y uno de los tracks con los que yo podría definir -si es que existe como tal- al dream pop, y si tuviese que escoger otro de este disco para dicha definición, me llevaría a Dreams Mean Nothing (no dejen de poner atención a las melódicas); y finalmente el precioso cierre de la interesante I Could Have Loved A Tyrant.

Difícil escoger en este disco tracks que destaquen sobre otros. Lo veo difícil, quizá puedo hablar de los tracks que más se me quedaron pegados las varias infinitas veces que he escuchado este disco: ¿Que Quieres?, Kaspian y Dreams Mean Nothing, sin dejar a un lado The Sounds Of Thinking (¿Ven? casi la mitad del disco), y para los que requieren más beats por segundo, Vesuvius.

La banda desafortunadamente dejó de ser en 2004, después de 6 años y sólo 2 álbums (excelentes ambos), aunque mucha música “suelta” como lo hacen tantas bandas en la isla. Se editó un compilado en 2006 con singles, b-sides y peel sessions, esperemos que haya reunión para nueva música en algún momento (con eso de que se puso de moda), la esperanza es lo último que se pierde.

Urusen: One Day In June

urusen onedayinjune

Urusen
One Day In June
(Independiente/The Almighty Rooftop Record Company)
2007 [07.31]
[acoustic pop (folk) rock]
Prod
: Peter Beatty + Ben Please
Site: http://www.urusen.co.uk
Tracks @ MySpace: http://www.myspace.com/urusen
Eval: 4.5/5
Art(e): Peter Beatty

Tracks

  1. Vote For Me (3:47)
  2. Now That She Has Flown (5:25)
  3. Lacuna (2:16)
  4. Daylight Soon (3:30)
  5. Crone (1:11)
  6. Nosediving (5:27)
  7. Map Of Nowhere (4:13)
  8. Guitar Song (2:01)
  9. Angel (5:18)
  10. Hugo (3:50)
  11. Nobody Knows (5:02)
  12. The End Of Rob’s Car (1:44)
  13. One Day In June (6:12)
  14. Have A Go Now (1:55)
  15. Impossibly (3:41)
  16. End Of The Night (4:15)

Músicos/Musicians

  • Peter Beatty – voz + guitarra + charango + percusión
  • Ben Please – voz + guitarra + charango + piano + percusión
  • Nick Ullmann – cello + percusión
  • Jay Darwish – bajo + contrabajo
  • Rob Summers – batería + violín

con/with

  • Sam Swallow – piano + órgano + voz (coros) + trompeta
  • Chris Hutchings – batería
  • Ben Lamsden – bajo
  • Attah Ocholi – congas + bongós + voz (coros)
  • Beki Doe – violín
  • Jon Wordsworth – bajo acústico
  • Hannah Tucker – violín
  • Emily Brown – violín

Reseña/Review

Tenemos que presumir la portada, que es la de la edición especial que llegó hace algunas semanas y que finalmente reseñamos, después de escucharla cada quien y que me tocase el turno y fuese el elegido para escribir.

Los de Bath, ahora convertidos en una banda (y se nota… hay una profundidad mayor en la ejecución y esperamos que como banda continúen y crezcan más) nos entregan un producto que no puedo atribuir a otra cosa que no sea un cariño gigantesco a la música a lo bien hecho y por supuesto al talento.

Si nos asombró su debut con Life Under Seat, One Day In June es otro regalo y una buena forma de decirnos que su debut no fué casualidad. Este disco es una belleza… y más si aparte lo recibes en su edición especial, de la cual nos tocó el número 066. Un agasajo a la vista preparándote para lo que vas a escuchar…. Tiemblan las manos quitando el celofán donde viene guardado y empiezas a ver la invitación al lanzamiento (se dió el 31 de Julio de este año, aunque estuvo disponible en iTunes un par de días antes), el artwork que seguramente acompaña a la edición regular (nada de regular musicalmente hablando) ya característico con los dibujos de Peter Beatty (estilo El Principito) y curiosamente con un artilugio volador de DaVinci o bien el mismísimo Moorglade (o la imaginacion de Beatty)elevado por globos… un plus.

Con los primeras notas del piano (como si Life Under Seat continuase), pero sobre todo con la voz, regresa la magia de la banda.

Now That She Has Flown, sin embargo, siendo reconocible como música de la banda, llena el lugar donde lo escuchas: bajo, cello, la batería que envuelven el espacio y lo hacen de forma excelente, queriendo decirte: “Hey, ya somos una banda y así sonamos”. Y es que es un sonido que sigue siendo difícil de categorizar, porque no es folk, aunque suena mucho a eso, suena igual a indie pop, pero hay cosas que no necesariamente lo son… Lacuna, por ejemplo, que arranca como si estuvieras jugando con la guitarra con tus amigos, hasta que la segunda guitarra comienza a acompañar… y de un de repente suena una trompeta al mismo tiempo que la voz, con un matiz jazzy con los pianos hacia el final en este estupendo y corto track… ¿Quién dice que una canción debe medir 5 minutos para transmitir algo?. Asombroso lo que se logra en poco más de dos minutitos…

Los coros en Daylight Soon son medicina no sólo para los oídos, sino también para el alma, por más cliché que se escuche, tienen que darle una probada… un track “simple” de los que se te quedan pegados al cerebro, dulces (y hacer esto casi 16 veces en un álbum es todo un logro… y estos británicos lo hacen). Noten cómo el bajo y el resto de instrumentos y percusión dan profundidad. Bienvenida la formación de la banda.

Arranca para mí la parte interesante de la banda con Crone, un cortísimo experimento instrumental que quisieras que evolucionara y continuara por más tiempo… y que de no ser porque tiene vida propia parecería ser un puente para Nosediving, escuchen lo que pasa al minuto con 23 segundos, donde a las guitarras y voces comienzan a agregarse la batería y el cello creciendo el track y dándole una profundidad que no se había logrado en Life Under Seat. De veras les suplico que escuchen los charangos en su aparición y cómo se utilizan… a mí esto no me deja de impresionar… si estás de mood, de verdad que vas a agradecer este disco. Las cuerdas del último minuto hacen aparecer el folk en la banda por algunos segundos.

Map Of Nowhere (que, por cierto, al menos en esta edición limitada viene acompañando el artwork en una impresión que según entiendo, fué hecha a mano en una imprenta del siglo XIX, donde vienen muchos de los eventos contados al lo largo del disco, interesante) un poco más triste, acompañada por el cello es un acierto como cambio de tono dentro del álbum.

Excelente el otro cambio de apenas dos minutos de Guitar Song (si existió Piano Song en Life Under Seat, nos debían esta guitar song… instrumental de apenas dos minutos).

Con el cello que se está convirtiendo rápidamente en parte del sonido arranca la que quizá es mi favorita del disco (y esto es una locura decirlo con un disco como éste): Angel. Los violines, las voces, la letra (quizá no la mejor, pero me ganchó), los cambios los espacios con guitarra y un platillo, todo está en su lugar y vaya que en su lugar… el track se escucha sinfónico y aunque no lo sea tanto, es una canción de rock con todas sus letras. Una maravilla….

Los sonidos de charango y un sonido alegre que es la versión de un ritmo latino para la banda, que dedica a Chávez el track Hugo, quizá más por antipatía al enemigo común que al recién estrenado dictador (en estos días se dió el sí al mantenimiento de la figura presidencial en forma indefinida en Venezuela, que tiene un sistema y background muy distinto al que existe en Europa, donde quizá no se entienda lo que ésto significa por muy loables y nobles que parezcan las ideas y visiones, pero finalmente aquí estamos compartiendo la música más que las ideas, quizá la política no sea mi fuerte, ni mucho menos tema de una reseña, sino más bien de un café… ojalá lo tomásemos con la banda en algún momento) un bonito y pegajoso track, con letras mordaces e inteligentes (“you give devil a bad name“… ja!) que hará una delicia al oido al igual que el resto de las canciones.

El manejo de guitarras creciendo y madurando (escuchen los sonidos que les sacan en este track) se nota bastante en Nobody Knows, mientras se agrega el cello y violines en un track que tiene más de chamber pop, de nuevo sin serlo… oigan los pianos, y el crescendo que arranca a los dos minutos y medio. Buenísimo el track.

Otro cortísimo instrumental… The End Of Rob’s Car… si se basó en un hecho real (aparece también en el car junk en el Mapa de Nowhere), debió haber sido una gran pérdida… dedicarle un track así, por corto que sea….

Sigue la canción que da nombre al disco, One Day In June, un track lento en su inicio, que crece en el mismo beat, casi triste o más bien melancólico…. en un track que se escucha más pomposo (y no por ello menos atractivo que el resto), seguido del último “intermedio” de menos de dos minutos, ahora cantado, de Have A Go Now.

Impossibly es un track donde el bajo hace un trabajo estupendo en contraste con las voces (especialmente la de Ben). Urusen clásico….

Finaliza todo con End Of The Night un track que intenta más sofisticación y que sin ser el mejor de los tracks es un buen redondeador del trabajo realizado a lo largo del album…que no podemos más que recomendarles al igual que lo hicimos con el anterior, Life Under Seat… estamos ante una banda que vamos a seguir, no matter what… se lo ganaron con este disco.

Revisar también / See also

Life Under Seat